Historias de consulta…

“Castigo a los demás castigándome a mí”.

Suena terriblemente duro e irracional: para llamar la atención de los demás me hago daño a mí mismo. De ese modo ellos me hacen caso, porque se sienten culpables. Suena a discurso de psicópata.

¿Mi consejo? Ocúpate de ti mismo y olvídate de los demás.

Busca objetivos personales que te lleven a fijar en tu mente a dónde quieres llegar, en vez de fijarte en donde quieres que lleguen los demás. Vive tu vida y deja que los demás hagan lo mismo.

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies, además de servir para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios, se utilizan para prestar o habilitar servicios o finalidades solicitados por los usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información en nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies